Nuestros Pastores

Omar y Magaly Rosado

 

Horarios de Cultos

 


Miércoles

Oración, Estudio Bíblico, Culto de Sociedades

7:00 PM


Domingos

Esc. Bíblica 9:30 AM

Culto de Adoración

11:00 AM

 

 



 



Dirección & Contactos 

239  Main S ST. Williston Fl. 32696

 

 

352-528-1229 Oficina Pastoral

352-226-0177 Pastor Omar

352-226-1500 Pastora Magaly

352-283-0499 Pastor Danny

888-896-6083 Pastor Ismael

352-221-2100 Pastor  Orlando

352-682-8094 Pastor Alex

352-226-0282 Pastor Omar Alexander

 

Del  corazón del Pastor

                                 

Mensaje Pastoral Junio 2018

Dentro del proceso del desarrollo de los niños, se ha confirmado que el 80% de lo que ellos aprenden durante sus primeros años de vida, es a través de los ojos. Eso me lleva a pensar en todo lo que procesan visualmente mediante la lectura, la televisión, las películas, los eventos, el entorno y el comportamiento de los demás; en especial, el de sus familiares. Cuando celebramos el día del padre, solemos pensar en la poderosa influencia de un papá.
Pablo exhortó a los padres a no frustrar a sus hijos hasta el punto de hacerlos enojar, sino “criarlos en disciplina y amonestación del Señor”, (Efesios 6:4). Piensa en el ejemplo impactante de un padre cuyo comportamiento y constancia generan admiración de parte de sus hijos. Él no es perfecto, pero se mueve en la dirección correcta. Se ejerce un beneficio poderoso cuando nuestras acciones reflejan el carácter de Dios, en lugar de distorcionarlo.
Eso es un desafío para todo padre. Por lo tanto, no es casualidad que Pablo nos exhorte a “fortalecernos en el Señor y en el poder de su fuerza”, (Efesios 6:10). Solamente con su fortaleza, podemos reflejar el amor y la paciencia de nuestro Padre Celestial. Le enseñamos mucho más a nuestros hijos con nuestra manera de actuar, que con nuestras palabras.
En Shalom estamos de fiesta. Celebramos con alegría el “Día Nacional del Padre” con mucho orgullo, respeto y admiración a cada un de ellos. Honramos la memoria de aquellos que se nos han adelantado, y recordamos con respeto esas enseñanzas recibidas por ellos. A don Ismael Rosado Sr. Ese hombre recto, íntegro, honrado, honesto, manso pero firme, de una sola palabra, de una sola pieza, (y podría esbozar muchos otros atributos y cualidades de “mi viejo”; “mi querido viejo”): Gracias, papi, por cuidar todos esos años de nosotros; de guiarnos y llevarnos adelante siempre, aun cuando las cosas se ponían duras. He aprendido mucho de ti; de tus consejos para enfrentar la vida real o el “real world”, cuando aun estaba en la escuela. Una vez salí, también estuviste ahí para observarme de lejos, pero muy pendiente. Encaré situaciones en mi labor con el Sistema de Justicia de mi país con cautela, pero con experiencia adquirida gracias a la tuya en las calles; mientras nos desarrllábamos en el reino de Dios, también estabas al pendiente, y muy celosamente velabas que no nos descarrilásemos. Hay tantas cosas que pudiera escribir de ti, pero esas las resguardo en un lugar muy especial que ocupas en mi corazón. Solo quiero en esta ocasión decirte: GRACIAS!! Te honro, te imito, te respeto, te amo con todo mi corazón.
Y a todos nuestros hermanos, padres en nuestra amada congragación, Gracias!! Gracias por siempre estar presente en el desempeño de sus responsabilidades ministeriales en nuestra iglesia. Gracias por sostener esta obra con sus manos, sus rodillas y sus bienes. Gracias por. estar siempre ahí. Desde lo más profundo de mi corazón puedo exclamar a los 4 vientos: ¡¡Son unos padres que están padrísimos!! FELICIDADES11
Ya entramos en el mes que parte el año por la mitad. Es momento de hacer un breve repaso a nuestras prioridades y a nuestros planes para ver dónde estamos en comparación a enero. Al hacerlo, trazamos una línea que nos dará una idea precisa de los ajustes, (si algunos), que tenemos que realizar para alcanzar la meta propuesta. Estoy seguro que la línea se inclinará a nuestro favor. Estamos en pie de lucha; trabajando duro para empujar la carreta que nos ha tocado, y experimentando un alivio al ver que hermanos, hermanas y amigos y amigas nuevos se están uniendo en este esfuerzo. Estoy orgulloso del trabajo que hemos logrado hasta ahora, pero sé que vamos por más. Hay qué hacer, y en el nombre del Señor Todopoderoso lo lograremos. Siempre encontraremos escollos o dificultades, pero con el nuestro NADA hay que se sostenga para impedir nuestro avance; NADA. Sigamos, hermanos y hermanas; vamos bien; seguimos marchando consecuentemente; seguimos adelante. Le estamos demostrando a Williston y al mundo, que somos “conformes al corazón de Dios”.
Te ama…Tu Pastor!