Nuestros Pastores

Omar y Magaly Rosado

 

Horarios de Cultos

 


Miércoles

Oración, Estudio Bíblico, Culto de Sociedades

7:00 PM


Domingos

Esc. Bíblica 9:30 AM

Culto de Adoración

11:00 AM

 

 



 



Dirección & Contactos 

239  Main S ST. Williston Fl. 32696

 

 

352-528-1229 Oficina Pastoral

352-226-0177 Pastor Omar

352-226-1500 Pastora Magaly

352-283-0499 Pastor Danny

888-896-6083 Pastor Ismael

352-221-2100 Pastor  Orlando

352-682-8094 Pastor Alex

352-226-0282 Pastor Omar Alexander

 

Del  corazón del Pastor

                                 

Mensaje Pastoral Mayo 2018

            La Biblioteca Chester Beatty, en Dublin, Irlanda, exhibe una valiosa y maravillosa colección de fragmentos antiguos de la Biblia. Uno de ellos es una porción de Juan 19. Esta parte del Evangelio de Juan describe el momento en que Jesús, durante su crucifixión, le habló a su madre demostrando el amor que sentía por ella y el interés en su bienestar. Las palabras pertenecen al verso 26, donde lee: “Cuando vio Jesús a su madre, y al discípulo que él amaba, que estaba presente, dijo a su madre: Mujer, he ahí tu hijo”.

            Mientras observaba detenidamente este verso, volví a quedar impactado por el amor tan tangible o palpable de Jesús hacia su madre y su amigo. Con palabras muy claras, hizo que el mundo supiera de ese amor y cariño al mostrarse interesado en que su amigo cuidara a su madre cuando él se fuera. Colgado en la cruz, Jesús le dijo a Juan: “He ahí tu madre. Y desde aquella hora el discípulo la recibió en su casa” (verso 27).

            En algunos lugares del mundo, se celebra en este mes, el Día de las Madres. Por esa razón creo que sería una oportunidad maravillosa expresarle públicamente nuestro amor, respeto, consideración y afecto a nuestras madres. Pero después de expresarlo con palabras, llevémoslo a lo tangible o palpable. Con actos de amor,digámosle a mamá cuanto apreciamos todos los momentos que nos dedicó para formar lo que somos hoy; cuantas horas de rodillas se presentó ante Dios para cubrirnos en sus oraciones.

            En Shalom celebramos la vida de las que están con nosotros, y las memorias de aquellas que se han adelantado al destino final del cristiano. Pero a ellas les deseamos una lluvia de bendiciones, y que nuestro Padre Celestial les conceda los deseos de sus corazones. ¡Gracias a todas por sus valiosos consejos y cuidados! En especial a la hermana Elisa Rosado, mi mami, y a la Pastora Magaly, mi eterno amor. ¡Gracias por siempre estar presente! Gracias por ser mi sustento y mi respaldo incondicional. Aunque son dos clases de amor diferentes, sepan que ocupan un lugar insuperable en mi corazón y en mi vida. Las amo! A ellas y a las nuestras en Shalom… ¡FELIZ DÍA DE LAS MADRES!

            Te ama…Tu Pastor!